Los secretos de Alborada: de vivir bajo un puente en Alemania a dejar en alto el nombre del país | Europa unida | Whitney Houston

---

Alba es hecho en Perú, pero creció y se fortaleció en tierras germanas. Durante sus primeros años, el grupo se nutrió exclusivamente de culturas originarias de los Andes, el quechua e instrumentos como la quena, la zampoña, el siku y la antara. Sin perder su esencia, se apropia luego de los estilos modernos de esta ciudad cosmopolita amante de la cultura global.

LEA TAMBIÉN: Musa de Valicha muere en Cusco a los 103 años

El 4 de abril de 1984, Sixto Ayvar funda Alborada en su ciudad natal, Ocobamba, Apurímac. Un lugar que alberga momentos importantes de su vida y del que tuvo que huir con su familia a causa del terrorismo. “Mi padre era ganadero, teníamos mucho ganado, pero Sendero Luminoso nos golpeó, mataron casi todo el ganado que teníamos y nos tuvimos que ir.recuerda la popular Sixtucha.

Año 85. Jorge Palacios, César Sarmiento, Rafael Huamán, Luis y Sixto Ayvar frente a la iglesia de Chincheros (Foto: archivo personal de Sixto Ayvar)

A pesar de la situación de violencia interna en el Perú, Alborada siguió recorriendo distintas ciudades con su música. “Ananau”, “Yuyariguay”, “Diáspora”, “Wayanakuy”, “Relámpago”, “Zisary lucero” y “Rosaura” destacan entre sus canciones más populares y solicitadas.

Empezamos tocando en diferentes encuentros organizados por las ciudades, luego nos llevaron a ciudades grandes como Andahuaylas, y no paramos hasta llegar a Lima después de ganar un festival de música folclórica. En la capital trabajé cargando papas en La parada, pero también encontré trabajo en la roca de Machu Picchu, en el centro de Lima. El director del grupo Yawar Inca me ofreció ir a Alemania para reemplazar a uno de los integrantes. Otros tocaron mejor que yo, pero me eligieron porque yo cantaba en quechua. Fui allí durante dos meses y me quedé hasta hoy. Al principio no fue fácil», especifica el músico peruano.

Alborada en su debut en Ocobamba, Apurímac. (Foto: Archivo personal de Sixto Ayvar)

—¿Qué fue lo más duro de los primeros días en Alemania?

Viviendo debajo del puente, con bohemios, alcohólicos, fumando marihuana, bebiendo, hasta encontrarme a mí mismo. Cuando vi que la gente estaba dando dinero a los que tocaban en la calle o en las terrazas de los restaurantes, le pedí a uno de los borrachos su guitarra y me fui a tocar. La primera vez gané unos 400 marcos, unos 400 dólares. Incluso gané hasta 2.000 marcos en un día. Ganaba bien, le enviaba una parte a mi familia, a mi madre. Luego traje a los miembros de la banda. Yo llegué en 1990, Alborada en 1996.

—En Europa se enriquecieron con otros géneros, instrumentos y estilos.

Es cierto, nos renovamos y actualizamos de manera revolucionaria, sin perder nuestra esencia. Tenemos instrumentos de diferentes partes del mundo. También intentamos incorporar gaitas escocesas, pero no encaja, es muy rara, celosa, no armoniza, eclipsa a todo el mundo, es muy independiente.

—¿En qué salas has tocado en Alemania?

El primer año jugamos para el vicepresidente de Alemania en Bonn. Había adoptado a una niña boliviana y quería celebrar con música del Altiplano. También tuvimos la oportunidad de tocar en lugares con mucho público, pero el más grande fue en una sala Mercedes Benz, a la que asistieron catorce bandas de diferentes partes del mundo. Se suponía que íbamos a tocar dos canciones cada uno, pero a pedido del público, nos hicieron tocar tres. Fue una gran satisfacción para nosotros. También hemos llevado la música de Alborada a Rusia, Eslovaquia, Rumanía, República Checa… Mientras en Perú nos marginan, en Europa valoran nuestra cultura, y lo digo con mucha tristeza.

—La mayoría de tus canciones están en quechua, ¿piensas grabar también en inglés?

Nos dijeron que si grabábamos en inglés podíamos ganar más dinero, pero no lo hago porque mi sueño siempre ha sido difundir nuestro origen, nuestra esencia.

“Cuando vi que la gente estaba dando dinero a los que tocaban en la calle o en las terrazas de los restaurantes, le pedí a uno de los borrachos su guitarra y me fui a tocar. La primera vez gané unos 400 marcos, o unos 400 dólares”.

Sixto Aybar fundador de Alba.

con el mayor

“¿Cuánto es lo máximo que has ganado en una presentación en Alemania?”

Durante una presentación nos pagaron 8.000 marcos, que es mucho dinero, pero ganamos mucho más tocando en la calle y vendiendo discos. Una vez vendimos 800 discos a 30 marcos cada uno. Recaudamos tanto dinero que nos permitimos el lujo de grabar nuestro disco “Meditation” (2002) en Sounenkeölln, Alemania., el segundo estudio más grande de Europa. Es enorme, son cuatro salas, grabamos en la A. Ahí conocimos a Whitney Houston, Paul McCartney y José Feliciano.

—¿Ha conocido alguna vez a Claudio Pizarro en Alemania?

---

Una vez nos encontramos en el restaurante Sabor Latino. Con el dinero que tiene puede comer en cualquier restaurante del mundo, pero prefiere ir a su pequeño restaurante peruano., es extremadamente simple. Es una de las mejores estrellas de la liga alemana de fútbol. Es un formidable embajador, ha levantado la imagen del Perú en el exterior.

— ¿Qué tienen en común las culturas alemana y andina?

Tiene muchos orígenes andinos, como la puntualidad, el respeto y la honestidad.

“¿Y qué diferencia encuentras?

Los alemanes tienen otra ficha. Mientras el peruano dice: “La perfección no existe”, el alemán dice: “La perfección no basta”. Somos empleados de extranjeros en nuestra propia casa. Los alemanes pusieron a su gente primero.

“¿Tu esposa es alemana?”

Es boliviana, fue adoptada a los cuatro años junto a sus dos hermanas, por un matrimonio alemán. Mi padrastro es genial.

—¿Cómo nació “Ananau”, el hit de Alborada que sirvió de pose de victoria en la saga de videojuegos Civilizations Wars?

Empezamos a crearlo en 1984 y lo terminamos en 1998. Fredy Ortiz, que toca rock en quechua, le pone la melodía. Lo grabó con Uchpa antes que nosotros, pero con nosotros tuvo éxito.

— Viajaste por Alemania durante dos meses y te quedaste hasta hoy. ¿Qué le impulsó a quedarse en Alemania?

Muchas cosas, especialmente la educación, son completamente gratis. Mi primer hijo es economista y profesor de cuatro idiomas, mi segunda hija es economista y administradora, y la menor estudia economía internacional.

“¿Estás trabajando en algo?”

En nuestro disco 25, nunca paramos, siempre hacemos canciones, difundimos nuestra música, cultivamos y exaltamos al Perú en el exterior. Somos un puente que une lo tradicional con lo moderno.

Además…

Alborada celebrará sus 38 años de vida artística el 2 de julio en el Parque de la Exposición. Diosdado Gaitán Castro, Rubí Palomino y Nayda Gutiérrez serán los invitados.

Etiquetas: Los secretos Alborada vive debajo del puente Alemania deja nombre país top Europa juntos WhitneyHouston LUCES

Los secretos Alborada vivir bajo puente Alemania dejar alto nombre del país Europa unida Whitney Houston

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

---

NEXT Canción de Jessi Uribe cambia de letra